en

LA MANHATTAN DEL DESIERTO

En Medio Oriente, perdida en el desierto, se encuentra Shibam, un lugar lleno de torres, todas juntas y apretadas que desafían en altura al resto de edificaciones vecinas.Los edificios que se levantaron hace 400 años, que siguen existiendo hoy y siguen estando habitados, son construcciones de hasta 11 plantas y más de 40 metros de alto. Eso sí, todo dentro de una traza cuadrada de unos cinco metros de lado, apenas 25-30 metros cuadrados. Porque cada una de esas torres esbeltas es una única vivienda. A todos los efectos, son rascacielos unifamiliares. Cada uno arranca con los establos (actualmente garajes) en planta baja y culmina con los dormitorios en los últimos pisos. Entre ellas, una o dos plantas nobles, a menudo de doble altura o altura y media, que alivian la carga de los muros exteriores mediante esbeltos pilares de madera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Reporte

¿Qué piensas del artículo?

Escrito por Mariana Lozoya

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Así mero…

Estemm, mejor no…